Aceite de pescado durante embarazo reduciría asma en bebés

0
195

Voz de América – Redacción,Los hijos de madres que tomaron altas dosis de aceite de pescado en el último trimestre del embarazo tuvieron menos tendencia a desarrollar problemas crónicos de asma o resuello hacia los cinco años, dice un estudio.

Investigadores de la Universidad de Copenhague en Dinamarca, hicieron el estudio con 700 mujeres a las que prescribieron 2,4 gramos diarios de un suplemento vitamínico que contenía dos tipos de aceite de pescado, o pastillas de aceite de oliva similares.

Las mujeres en la investigación estaban en los últimos tres meses de embarazo. Ninguna de ellas ni los investigadores sabían qué pastillas estaban tomando hasta después de tres años, y los científicos lo supieron cuando los niños cumplieron cinco años.

Las madres llevaron un registro de los episodios de problemas pulmonares de los chicos que duraran al menos tres días. A esto se conoce como resuello persistente hasta que los niños cumplen 3 años, después de esa edad se le llama asma.

Un 17 por ciento de los niños cuyas madres tomaron aceite de pescado desarrollaron problemas de respiración hasta los 5 años, versus 24 por ciento del otro grupo, es decir una tercera parte de reducción del riesgo.

También hubo menos casos de bronquitis, neumonía y otras infecciones entre los niños de madres que tomaron aceite de pescado.

El salmón es una fuente popular de aceite de pescado.

El salmón es una fuente popular de aceite de pescado.

Los casos de asma han venido aumentando en los países desarrollados, mientras que el consumo de ácidos grasos omega-3 como los que tiene la carne de pescado ha disminuido.

Estudios anteriores sugieren que la deficiencia de omega-3 durante el embarazo podría afectar el riesgo de asma en los bebés, pero las investigaciones eran muy pequeñas para ser definitivas.

No se sabe la razón por la que el aceite de pescado sería beneficioso para combatir el asma en los bebés, pero una teoría es que ese aceite reduce la inflamación que puede cerrar las vías respiratorias.

Sin embargo, hay que aclarar que casi toda la reducción de riesgo de asma ocurrió en los hijos de madres que tenían el menor nivel de omega-3 en la sangre al comienzo del estudio.

Quince mujeres tuvieron que tomar pastillas de aceite de pescado para evitar un caso de resuello o asma si el grupo entero era considerado, pero solo cinco hubieran tenido que hacerlo si este grupo de bajo nivel era tratado.

Ello sugiere una posible manera de decir quién se beneficiaría más si los suplementos son considerados.

El doctor Christopher Ramsden, de los Institutos Nacionales de Salud de Estados Unidos, dice en un editorial en el New England Journal of Medicine, el cual publicó el estudio el miércoles, que los resultados “son prometedores”, pero ameritan precaución.

Las cápsulas de aceite de pescado son populares por los beneficios para la salud cardíaca.

Las cápsulas de aceite de pescado son populares por los beneficios para la salud cardíaca.

La dosis de aceite de pescado que se usó en el estudio fue 15 a 20 veces mayor que el promedio consumido por estadounidenses en alimentos, y antes de que sea recomendado, se necesitan más estudios para asegurar que no tiene efectos secundarios negativos para la salud, dice Ramsden.

Doctores que escribieron otro artículo en la misma publicación sugieren que los suplementos son razonables para mujeres con historia familiar de asma, especialmente porque no son costosos y no produjeron efectos secundarios mayores.

El estudio fue financiado por la Fundación Lundbeck de Dinamarca y el Ministerio de Salud de Dinamarca, junto con otros grupos. Algunos participantes del estudio tienen pendiente una patente relacionada para prevenir el asma por medio de exámenes genéticos y de sangre de las madres.

Dejar respuesta